Get Adobe Flash player

Manteles Blancos


Tienes una importante cena en casa y al sacar el mantel blanco te das cuenta que está amarillo en algunas zonas por estar guardado mucho tiempo, no te preocupes, sigue este fácil consejo y quedará como nuevo.
Disuelve tres cucharadas de bicarbonato en un litro de agua caliente y sumerge el mantel entre media y tres cuartos de hora. Después lávalo en lavadora con tu detergente habitual, y verás qué cambio.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *